Normon
Recomendaciones y consejos en alergias

Recomendaciones y consejos en alergias

2020-05-13

La alergia es una reacción de defensa del organismo contra sustancias externas que penetran en el cuerpo. Existen distintas causas que tratan de explicar el aumento de la prevalencia de las alergias en la población como la exposición a los alérgenos por aumento de las zonas verdes en las ciudades, cambios en la dieta y en la nutrición debido a la globalización del mercado alimentario, infecciones durante los primeros años de vida o la incidencia de los contaminantes aéreos.

La alergia se produce por una respuesta exagerada del sistema inmunitario a sustancias habitualmente inofensivas y esta influirá en la calidad de vida del paciente que la sufra, siendo necesario reforzar y optimizar las medidas preventivas y terapéuticas.

Existen distintos tipos de alérgenos:

  1. Alérgenos de interior: son los ácaros del polvo doméstico, epitelios de animales, esporas de hongos y cucarachas.
  2. Alérgenos de exterior: pólenes (gramíneas, árboles, hierbas/maleza etc.) y esporas de hongos.
  3. Otros alérgenos como: medicamentos, alimentos, aditivos y venenos de insectos (abejas y avispas).



En este post te proporcionamos una serie de recomendaciones y consejos a tener en cuenta en función del tipo de alergia:

Alergia al polen

Las alergias de tipo estacional son frecuentes y aparecen durante ciertas épocas del año, especialmente en primavera, verano u otoño, dependiendo de la sustancia que cause la alergia. Además, en una misma estación, podemos encontrar distintos tipos de polen en las diferentes regiones de un país.

Es necesario conocer cuál es el tipo de polen responsable de la alergia, así como la época en la que dicho polen alcanza cantidades significativas en la atmósfera, para evitar la exposición en los días de máxima concentración. 
La información sobre el recuento polínico se puede consultar en la página de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEIAC) www.polenes.com. 


Algunas medidas que se recomienda seguir son las siguientes: 

  • Realizar actividad física en recintos cerrados en lugar de al aire libre, especialmente en días de recuentos de polen elevado y de viento, así como antes y después de la lluvia.

  • Conocer las horas de emisión de pólenes (5.00-10.00 h) y de descenso del polen desde la atmósfera (19.00-22.00 h).

  • En viajes en coche, NO abrir las ventanillas.

  • Secar la ropa en el interior del hogar durante los días de recuento alto de pólenes.

  • Utilizar gafas de sol para salir a la calle en días de viento y evitar el choque directo del polen contra los ojos.

  • Procurar no tener cerca la presencia de plantas, ya que tienden a aumentar la humedad ambiental y su polen puede ser alergénico.


Alergia a los ácaros

  • Evitar el uso de decoración que pueda almacenar polvo.

  • En el hogar, mantener la humedad ambiental por debajo del 50 % y la temperatura a 22ºC o por debajo.

  • Eliminar el polvo regularmente.

  • No guardar la ropa húmeda en el armario.

  • Cambiar a menudo la ropa de cama y las cortinas.

  • Evitar la exposición a barnices, insecticidas, aerosoles, ambientadores, pinturas, etc.

Alergia a epitelios de animales

Como medida prioritaria, se debe evitar la convivencia con animales domésticos en el interior de la vivienda; si no es posible:

  • No dejar entrar al animal en el dormitorio ni en el salón o en las zonas donde se realice la vida más habitualmente.

  • Mantener al animal lo más alejado posible de alfombras, cortinas y muebles tapizados.

  • Limpiar regularmente el pelo del animal.

Alergia a hongos

Es necesario conocer a qué especie de hongo se tiene alergia y tener en cuenta las siguientes medidas tanto en el exterior como en el interior de la vivienda:

  • En el exterior, evitar acercarse a vegetación en estado de descomposición, entrar en lugares de almacenamiento de alimentos con escasa ventilación, caminar por lugares húmedos como zonas de lagunas y pantanos.

  • En el interior, procurar no utilizar esponjas, no guardar la ropa o zapatos húmedos en el interior del armario, tratar la formación de humedad en paredes o ventanas, utilizar pinturas fungicidas y evitar el almacenamiento en exceso de alimentos durante períodos largos de tiempo.

Otras medidas coadyuvantes

Además de las recomendaciones y consejos para cada tipo de alergia, se pueden llevar a cabo otras medidas higiénicas. La realización periódica de lavados nasales con una solución salina ayudará a movilizar y expulsar el moco al tiempo que hidratará la mucosa nasal. Existen productos farmacéuticos con  agua de mar que permiten eliminar los alérgenos, contaminantes, suciedad y polen; asimismo, facilitan la limpieza nasal y una mejor penetración de los tratamientos utilizados por esta vía, en caso de tener que utilizarlos.


Bibliografía:

  1. Sociedad Española de Alergología e inmunología clínica [acceso: 7 de marzo de 2020] https://www.seaic.org
  2. Libro de las enfermedades alérgicas de la Fundación BBVA. SEAIC fundación. Dirigido por: Dr. José Manuel Zubeldia, Dra. Mª Luisa Baeza, Dr. Ignacio Jáuregui, Dr. Carlos J. Senent. [acceso: 9 de marzo de 2020] https://www.fbbva.es/microsite/alergiasfbbva/el-tratamiento-de-las-enfermedades-alergicas/
  3. Sandra Torrades Alergias ¿Una nueva epidemia?. Offarm Vol.26. Num.3. 2007 pág 68-71. [acceso: 8 de marzo de 2020] https://www.elsevier.es/es-revista-offarm-4-articulo-alergias-una-nueva-epidemia-13101017
  4. Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos [acceso: 15 de marzo de 2020]  https://www.portalfarma.com